Por fin había llegado el día de la visita real a las instalaciones de la nasa, el día anterior una de las personas que estaban a cargo de mi visita me había dicho que vendrían a buscarme a las 8:30 de la mañana para empezar el recorrido.

Eran las 8:30 de la mañana y tocan a la puerta de la habitación en la que había pasado la noche, cinco personas vestidas de negro y un señor de avanzada edad que vestía un mandil blanco con el símbolo de la NASA me saludaron y me pidieron que los acompañara al área de investigación de la NASA, cruzamos el inmenso jardín interior de las instalaciones y llegamos a un edificio de 10 pisos, al cual entre acompañado solo con el señor de mandil blanco.

Al ingresar, entramos a un ascensor que se situaba al lado derecho de el umbral de entrada; ya en el ascensor, el señor me dijo su nombre, se llamaba Steve Haerks, licenciado en Ingeniería Aeronáutica con maestría y doctorado en física cuántica, casi acabando de decir aquello el elevador abrió sus puertas e ingresamos a la "Estación 1".

Dentro de aquel salón, observé algunos planos de prototipos antiguos del "Apolo", del Stealth o avión furtivo, y algunos otros aviones, luego de una breve explicacion del Dr. Steve, llegamos al final del salón y subimos por otro ascensor; me sorprendí que existiera un ascensor independiente dentro de la sala.

Cuando llegamos al siguiente piso el Dr. Steve me explicó que en ese piso podría observar algunas cosas muy interesantes para mi carrera, señalando al frente.

Luego de observar algunas animaciones de acciones sub-atómicas por computadora, el Dr. Steve me dice que ya debíamos regresar y que mañana seguiríamos con la visita.

Eran las 6 de la tarde y estaba un poco aburrido, quería seguir observando algunas cosas más de la NASA, pero sabía que no podía salir, así que trate de conciliar el sueño y me dormí.

Tags: El Area 51
Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Subscribe to RSS Feed Follow me on Twitter!